Language

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 1 de mayo de 2011

Mami

Cada mañana contemplaba desde el azul cielo a todas las mujeres de este mundo,  pues tendría que escoger a la que quisiera que fuese mi madre. Me dediqué fanáticamente a buscarte entre millones de mujeres, tenía que encontrarte, tendría que hacer todo lo posible para lograr encontrar ese ángel del que me hablaban las estrellas. Y ahí estabas,  recostada sobre una camilla blanca, te vi inquieta, gritabas fuerte, y esperabas ansiosa el momento de mi llegada. Me asuste al ver tu rostro tan cansado y sin fuerzas, lloraba persistentemente hasta que te miré a los ojos y me dije que por fin, había llegado, era el momento, eras tú, eras mi mamá, la que había estado buscando.  El calor de tus brazos calmaron mi llanto, ya eras solo tú la que lograría calmarme siempre, durante toda mi vida. Con ternura me alimentabas, y me enseñaste la manera en la que debía poner mi pequeño pie en el suelo para dar mi primer paso bajo tu mirada atenta y orgullosa. Mis primeras palabras fueron melodías en tus oídos y se inspiraron en cada frase divertida que me decías acurrucándome. Tus cuidados y amor incondicional me ayudaron a crecer fuerte, de la misma manera en la que crece una rosa cuando le ofreces la luz, el agua y el cariño necesario. Me ayudaste a apagar cada velita de mi tarta de cumpleaños porque sabias que mi delicado soplido era inapreciable. Tus abrazos y tus besos en la frente cuando yo temblaba de frío y estaba ardiendo me sanaron de cada mala situación. Gracias por escucharme, soportarme y gritarme cuando me lo merezco, porque aunque no lo creas se que lo haces por mi bien, lo sé de veras y te doy las gracias. Cuando me caía jugando me recogías y me sanabas la pupita ‘‘sana, sana culito de rana, si no te cura hoy se te curará mañana’’. Perdón por llegar tarde a casa, faltar a las promesas, no comerme toda la comida, gritarte e incluso insultarte, por encerrarme en mi cuarto y no querer escucharte, por mentirte y por mil cosas más. También como todas las mamas del mundo tienes tus días en los que te enfadas y es difícil llevarte la contraria y hay que tener mucho cuidadín, pero luego me pides un beso me haces una gracia, me coges de la mano y me quedo contigo. Eres la mamá más hermosa del mundo, la más dulce, más buena, especial, la más fastidio, llorona, gritona, y por todo eso y más por todo lo que haces día a día porque yo esté bien, por lo que haces por mí, y también por mis hermanos. Te tendré siempre a mi lado, y tú siempre me tendrás a mí, yo para ti y tú para mí. Pido perdón por tantas veces que te fallo, te hago enfadar, no 
te escucho y sigo mis pasos equívocos, perdóname y déjame darte las gracias por todo.

TE AMO 

                                                                                                                                   01/05/2011. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

*Grandes sonrisas*